Mis Acciones Determinan Mi Futuro

“Los hijos de Israel hicieron lo malo ante los ojos de Jehová, y Jehová los entregó en manos de Madián por siete años”

Jueces 6:1-6

Vivimos en un tiempo en que todo lo que escuchamos son malas noticias que solamente anuncian destrucción, pero para los hijos de Dios hay un destino que podemos disfrutar por causa de la resurrección de Cristo que nos abre el camino a ver la vida de una manera diferente. Colosenses 3:1 nos hace un llamado a vivir de una forma diferente, a disfrutar de una nueva vida abundante. Al venir a Jesús tiene que haber algo diferente.

1) NO ACTUES POR TEMOR

Jueces 6:2

“por temor se hicieron cuevas”

Leemos en Proverbios 29:25 que “el temor del hombre pondrá lazo” No podemos vivir temerosos de lo que está sucediendo porque Dios no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio, 2 Timoteo 1:7
Estamos dotados y capacitados por Dios para triunfar en medio de cualquier circunstancia porque Cristo ya venció, por eso en Romanos 8:37 declara que somos más que vencedores en Cristo.

Los hijos de Dios no nos refugiamos en cavernas, no somos presa del temor o depresión, no vivimos en pasividad, nos levantamos para crear un nuevo destino. No hay nada que pueda detener a una persona llena del Espíritu Santo, pero si no estás en esta novedad de vida tienes que examinarte, si tu vida no ha cambiado y sigues lleno de angustias y tristezas, tienes que analizar si realmente has tenido un encuentro con el Cristo resucitado. Tiene que haber una transformación que te va a colocar en una posición de victoria. Gálatas 6:7

“no os engañéis Dios no puede ser burlado”.

El que siembra para la carne y prisiones de su naturaleza humanan vivirá esclavizado. No trates de hacerte lugares fortificados para refugiarte porque si Jehová no edifica la casa en vano trabajan los edificadores, Salmo 127:1

2) VOLVERSE A DIOS

Jueces 5:3-6

“y los hijos de Israel clamaron a Jehová”

La única forma de proteger lo que es tuyo es esperar en Dios para que se levante y venga a darte victoria y liberación de todos tus enemigos. Dios permitió que sufrieran para que:

  • Se dieran cuenta de las consecuencias de sus malas decisiones. Pero aún en los días malos, el hijo de Dios verá la mano de Dios porque Dios sigue siendo poderoso para hacer que las cosas obren para bien para los que aman a Dios. Si siembras en el fruto del Espíritu vas a cosechar gozo, paz, paciencia.
  • Dar la oportunidad de volverse a Dios y clamar por misericordia. Todo clamor tiene una respuesta porque Jesús dijo “pedid y se os dará”. Es el tiempo de volverse a Dios que es un Dios perdonador, es un Dios restaurador. Pero debemos de dejar de ser necios y clamar a Dios.
  • Jueces 6:8

    “Y Jehová envió un varón profeta, el cual les dijo”.

    Cuando el pueblo clama las bendiciones proféticas se activan como un mapa para darnos un nuevo destino y entonces las malas noticias se tornan en buenas, “Decid al justo que le irá bien”, Isaías 3:10

    La palabra profética viene en primer lugar para dar libertad, para marcarte un camino diferente, pero para que se manifieste en tu vida tienes que tener hambre de Dios. Primero dijo “traigo libertad” y luego les dijo cómo mantenerse en esa libertad; Dios quiere levantarte a un nuevo destino.

    ¿Por qué volvieron a estar esclavos? Porque no cuidaron su libertad. No puedes pagar por la salvación, pero eres responsable de mantener una vida que agrade a Dios para así mantenerte en la libertad con que Cristo te ha hecho libre; de lo contrario vas a volver a estar bajo yugo de esclavitud. La libertad es una bendición para ser disfrutada, pero tiene que ser cuidada. Gálatas 5:1 ahora depende de ti, ya no de Dios.

    Después de ser librados nuestro destino es entrar a poseer, pero es necesario que guardemos nuestro corazón. Lo que El dijo que va a hacer contigo, El lo va a hacer, porque sus dones y llamado son irrevocables, Romanos 11:23
    Jueces 6:14

    “Ve con esta tu fuerza”

    . Todo lo que necesitas ya te lo dio Dios y Dios está contigo.

    This entry was posted in Estudios Semanales. Bookmark the permalink.